Abrumadora caída de tasa empleo en España

El pasado 31 de agosto, se registró la caída de empleo más abrumadora desde que existen registros en España.  Aproximadamente 304 mil empleos se perdieron en 1 solo día. Esto demuestra que existe una alta rotación en el mercado laboral. Significativamente la temporada de verano juega también un papel en el marco de esta perdida.

El cierre de este mes de agosto queda marcado en rojo y de un ciclo que termina sin muchas noticias positivas para la clase trabajadora. Como ya se esperaba, es el mes donde culminan muchos contratos que solo fueron creados para la temporada de verano. Al finalizar esta, los empleadores comunican a sus trabajadores que ya no necesitarán de sus servicios.

Precisamente esto fue lo que pasó el viernes 31 de agosto, cuando llegó el fin de semana y por si fuera poco el fin de mes. Cerca de unos 200 mil empleos y un poco más de 47 mil personas se suman a la lista de paro. Esto no se había visto desde hace algunos años en España.

Un mal momento en la economía de España por la caída de empleo

Apenas esto parece ser el inicio de un mal momento en la economía, pues podría empezar a frenarla considerablemente. Según los cálculos, al restar las 363.017 bajas de la seguridad social y las 58.375 altas de la seguridad social se puede obtener el record de 304.642 contratos terminados en menos de 24 horas. Con eso se puede determinar que las contrataciones van cayendo en un círculo de temporalidad que empieza a afectar.

Y es que cada vez los contratos duran menos tiempo, por lo tanto, los beneficios que reciben un trabajador disminuyen cada vez más. Cuando empiezan a crearse problemas como este, la tasa de desempleo comienza a aumentar. Al mismo tiempo el estado comienza a tener más personas flotantes que buscan ayudas económicas y sociales.

El pasado 31 de agosto, se registró la caída de empleo más abrumadora desde que existen registros en España. Aproximadamente 304 mil empleos.
31 de agosto de 2018: caída de empleo más abrumadora en España

Un viernes negro para los trabajadores de España

Así comenzó a conocerse el 31 de agosto pasado, cuando fueron terminados muchos contratos de veranos. Ya se está volviendo frecuente que los empleadores despidan los viernes y contraten nuevamente los lunes. Esta estrategia laboral, si puede llamarse de esa forma, permite que no tengan que cotizar los fines de semana.

Luego de haberse convertido el 01 de agosto en una fecha con la mayor cantidad de contrataciones, unas 237.922, culminó con un mal final de mes tras habérsele dado de baja a muchos trabajadores que prestaban sus servicios, sobre todo durante la temporada de verano.

Al respecto Unai Sordo, Secretario General del CC.OO expuso:

“Una utilización perversa de la contratación en algunos sectores”

Aunque ya se ha conocido que el mes de agosto puede ser muy poco productivo, no deja de causar impacto el nivel de desempleo que generó en este año 2018. Se cree que la ralentización del PIB, el poco movimiento del turismo y los problemas del bajo consumo han ayudado a generar este panorama.

Los sectores donde más se vieron afectados por la pérdida de trabajo fue la educación que se posicionó con 57.706, la industria con 23.632 y el sector construcción que alcanzó los 20.26.

El pasado 31 de agosto, se registró la caída de empleo más abrumadora desde que existen registros en España. Aproximadamente 304 mil empleos.
Un viernes negro para los trabajadores de España

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here