Los créditos rápidos online, una fórmula cómoda de acceder a financiación

España ha vivido durante una década una dura crisis económica que todavía hoy sigue manifestando sus últimas consecuencias. A pesar de que el crecimiento económico es constante desde hace años, este crecimiento no se refleja en la mejoría de la situación económica de muchas familias, la reducción de las tasas de desempleo siguen sin ser suficientes y la calidad del empleo que se genera es bastante mejorable, hasta el punto de que organismos internacionales han advertido sobre esta cuestión.

A esto hay que añadir otros problemas estructurales de la sociedad española, como el bajo índice de natalidad y el progresivo envejecimiento de la población, que convierte a las pensiones como uno de los principales problemas a los que se enfrenta el Estado. Si la pirámide poblacional se está invirtiendo, cada vez hay más población envejecida y los sueldos no cubren con garantías las cotizaciones a la Seguridad Social para cubrir el gasto en pensiones, la situación puede volverse insostenible.

La realidad es que muchos españoles, tras la crisis económica, viven prácticamente al día, sin opciones de pensar en el futuro y mucho menos en su situación cuando sean pensionistas, porque sus ingresos apenas les llegan para cubrir sus gastos.

créditos rápidos online

El rescate bancario y la aparición de nuevos vehículos financieros

Una de las consecuencias de la crisis económica, y ojo porque ya hay quien advierte de que Europa puede volver a entrar en un periodo de recesión económica en poco tiempo, fue el rescate bancario. Las entidades bancarias y financieras de Europa, al menos en muchos países, tuvieron que ser rescatadas. Este fenómeno se ha resuelto en algunos países de modo diferente a otros, pues las entidades han devuelto el dinero al Estado, consiguiendo el Estado un beneficio final; mientras que en otros países como España, cajas de ahorro y bancos fueron rescatadas pero siguen sin devolver el total de las cuantías prestadas.

Con este rescate bancario, muchas entidades cerraron el grifo de la liquidez, de modo que las opciones de acceder a financiación vía líneas de crédito y préstamos, se vieron truncadas. Aparecieron así los denominados préstamos por internet. Se trata de una fórmula para conseguir financiación rápida y segura pero a través de la red. Esta financiación online guarda ciertas diferencias con los métodos tradicionales de las entidades bancarias pero pueden ser la solución ideal para problemas de urgencia financiera.

Tras esta década de crisis económica, las adversidades económicas han pasado a ser el pan nuestro de cada día de muchas familias y empresas, los créditos rápidos son una forma de conseguir dinero rápido sin necesidad de tener que dar muchas explicaciones, de manera casi inmediata. Cada vez son más las plataformas y entidades crediticias que ofrecen créditos por Internet, conscientes de que los usuarios se enfrentan de manera habitual a problemas de liquidez.

 

¿Cómo funcionan los créditos rápidos en internet?

chico pidiendo crédito rápido online

Esta herramienta financiera resulta útil en caso de que se utilice únicamente en momentos puntuales, esto es, sirve para hacer frente a situaciones concretas, situaciones urgentes.

Las organizaciones de consumidores de usuarios mantienen cierto recelo con los créditos online y desde el Banco de España opinan que son una fórmula más de acceder a financiación pero que debe tener sus límites, pues a diferencia de los créditos bancarios, con estos créditos rápidos, los intereses a pagar son más altos. Por esta razón, uno de los consejos del Banco de España es que, en caso de solicitar estos créditos, es importante disponer del dinero a devolver en el plazo acordado con la plataforma.

El funcionamiento de estos créditos es muy sencillo. Basta con seleccionar la plataforma en cuestión, indicar el importe a recibir y el plazo de devolución. En el momento de la solicitud se rellena un formulario breve que apenas ocupa unos 10 ó 15 minutos en el que hay que incluir datos personales y los datos bancarios. En cuestión de minutos, la empresa ofrece una respuesta, que normalmente es positiva, y en horas o días el solicitante recibe esa cantidad de dinero acordada.

Las ventajas de este tipo de créditos son muy numerosas, si bien destacan dos de ellas, la rapidez y sencillez tanto de la solicitud como la recepción del dinero, y que la solicitud se completa sin apenas requisitos.

Otro aspecto interesante de este vehículo de financiación es que, a diferencia de los préstamos bancarios, con los créditos online se puede disponer del dinero que se necesita sin tener que justificar para qué se va a emplear este.

Esta razón anima a muchos usuarios a interesarse por los préstamos de este tipo, pues en muchos casos, la cuantía que se ofrece se adapta a lo que el público necesita, ofreciendo cantidades ajustadas.

Soluciones para usuarios con apuros económicos graves

Una última cuestión que explica el éxito de estos préstamos rápidos es que son la única posibilidad de personas que se encuentran en situaciones complicadas, llegando incluso a estar en listas de morosos. Las entidades de este tipo cuentan con préstamos con ASNEF o RAI, esto es, préstamos para clientes morosos. Las plataformas crediticias a través de internet se han convertido en la vía más cómoda de acceso a financiación para estos usuarios, tanto clientes particulares como empresas.

La aparición en listas de morosos da a entender a las entidades bancarias que el sujeto ha incurrido previamente en un estado de morosidad, si bien con las listas de morosos hay que guardar cierta cautela, pues en ocasiones la inclusión en ellas no es todo lo transparente que debería ser o bien el usuario ya saldó su deuda pero los datos no se han actualizado.

Con los créditos a través de internet, cualquier persona que requiera de un extra de dinero puede acudir a esta herramienta, de funcionamiento sencillo y muy ágil, pero debe tener en cuenta tan sus aspectos positivos como los negativos, y es que los intereses a pagar son más elevados que en el acceso al crédito tradicional.

Como ocurre siempre, saber quién está detrás de estas plataformas, si se trata de empresas fiables, y leer las opiniones y valoraciones de otros usuarios, son una buena ayuda para tomar la decisión de solicitar un crédito de este tipo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here