Iglesias va a dejar su escaño previamente al 4-M a pesar del riesgo de imputación

Va a dejar su escaño en el Congreso Pablo Iglesias dejará, previamente a la celebración de las elecciones que se han anticipado de la Comunidad de Madrid. Fue confirmado por las fuentes que son cercanas al líder de Podemos, que la intención que tiene el aún vicepresidente es que siga en su puesto en el Ejecutivo hasta que inicie de manera oficial la campaña electoral, el cercano 18 de abril y, también, va a renunciar a su cargo como diputado nacional muy pronto, sin que se espere al 4-M. Con dicha decisión, Iglesias ha renuncisdo a que se proteja frente a una hipotética de imputación manteniendo el aforamiento frente al Tribunal Supremo en el siguiente mes y medio. En unas semanas va a quedar de manera exclusiva en manos del juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón, que le ha investigado todavía en el marco del caso Dina.

Después de las elecciones y en función de los resultados, va a seguir Iglesias gozando de fuero, frente al TS, frente al Tribunal Superior de Justicia de Madrid. Si es conseguido el respaldo de las urnas y es convertido en presidente, va a continuar aforado en el alto tribunal como es especificado por el Estatuto de Autonomía. En el caso contrario y siempre que sea intercambiado un escaño por otro y pase a que se ocupe un asiento en la Asamblea de Madrid, el tribunal que va a ser responsable para que se investigue es el Superior de Justicia de la Comunidad.

Conforme ha sido avanzado desde el Ejecutivo, la intención que se tiene es que abandone la vicepresidencia en torno al 19 abril, a pesar de la fecha con exactitud aún no ha sido ffijada. De esta manera, ha encarado Iglesias la precampaña desde su puesto en el Gobierno, siendo esto algo que los morados le han reprochado en tanto Salvador Illa, ha anunciado su candidatura para las elecciones catalanas, planteandole que dimitiera para no que no hiciera campaña valiéndose de su posición frente al Ministerio de Sanidad. En este mismo miércoles, aprovechó el vicepresidente segundo la sesión de control al Gobierno para que lanzara lemas de campaña y polarizar contra el PP.

Se encuentra todavía en el limbo, la situación procesal de Iglesias. El el mes pasado de enero, ha sido rechazado por el Tribunal Supremo, abrir causa en su contra como fue pedido por el juez Castellón y ha devuelto el procedimiento al respecto de la tarjeta de memoria del móvil de su antigua colaboradora Dina Bousselham a la Audiencia Nacional, para que fuese el magistrado del caso Villarejo, el cual iba a agotar la investigación. Ha concretado el TS, que el que se instruya tiene que hacer práctica de una nueva prueba y, en caso de continuar viendo delito, remitirá una nueva exposición razonada en contra del vicepresidente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here