Sanidad ha aplazado la decisión de que se suministre AstraZeneca hasta los 65 años entre dudas en Europa sobre esta vacuna

Este jueves, la decisión que tomarían los directores generales de Sanidad del Gobierno y de las comunidades, aplazaron la decisión que iban a tomar para que sea permitido que se administre la vacuna de Astra Zeneca a las personas que son mayores de 55 años, hasta los 65. Esto se ha producido el mismo día en el que Dinamarca y Noruega, paralizaron las inyecciones con dicho producto para que sean investigados sus efectos secundarios. Fue bloqueado un lote de esta vacuna, en otros cinco países por estas mismas razones.

Por dicho motivo, España esperará que «haya una evaluación y dictámen de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) respecto a los efectos adversos de esta vacuna», fue informado por el Ministerio de Sanidad.

Este jueves, la Comisión de Salud Pública tomaría la decisión al respecto de la conveniencia de que se elevará la edad, de los 55 a los 65 años, de las personas a las que les puede ser inoculada la vacuna de la Universidad de Oxford, no obstante, se tomó una decisión que no va a tener relación con dicha cuestión.

Conforme a lo que fue informado por fuentes de Sanidad, el organismo aprobó la inclusión de «grupos de alto riesgo» en la siguiente actualización de esta estrategia de vacunación, por lo que se va a hacer una excepción al orden que se estableció en función de la edad para aquellas personas que tienen enfermedades graves -que hoy no se han precisado- puedan recibir su dosis previamente.

Sin embargo, de la reunión que se realizó este jueves, no salió ninguna decisión, al respecto de si será elevada la edad para que se administre la vacuna de Astra Zeneca.

Hasta este momento, España optó por la administración solamente a las personas de entre 18 y 55 años, a pesar de que desde hace unas cuantas semanas la Comunidad de Madrid, Cataluña y Andalucía, reclamaban al Ministerio de Sanidad que permitiese que se inyecte con está de igual forma a personas de hasta 65 años, como han hecho otros países de la UE.

La intención que tenía la ministra de Sanidad, Carolina Darias, era que se esperara para que se revise dicha decisión a que terminen los ensayos clínicos, que Astra Zeneca realizará con personas de hasta 65 años, para que tenga evidencia científica de que es seguro vacunarlos con esta. Dichos resultados se encontraban previstos para el mes de abril, pero este miércoles Darias, tomo la decisión de adelantarla, por la «experiencia» que han estado teniendo otros países europeos, que desde el inicio han optado por vacunar con Astra Zeneca a la población de 65 años hacia abajo.

El límite que se en tiene actualmente de los 55 años para Astra Zeneca, ha obligado desde hace varias semanas a que sea reconfigurado el proceso de vacunación, debido a que esta limitación que obliga a que las personas mayores a esa edad, tuviesen que recibir obligatoriamente las otras dos vacunas que estaban disponibles hasta este momento, que son: Pfizer y Moderna.

La decisión primera, que se tomó con referencia a la vacuna británica ha sido que se iniciara la inyección de los sanitarios que no se encuentran en la primera línea y otros trabajadores que son esenciales, tales como cuerpos y fuerzas de seguridad y maestros, siempre que no estén superando los 55 años.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here