Kiko Rivera está determinado a dejar la cocaína y va a ser tratado en el centro de desintoxicación sevillana Fórum Terapéutico

El Fórum Terapéutico ya espera a Kiko Rivera para quitarle los miedos a recaer en las drogas.

El hijo de Isabel Pantoja  será tratado de su adicción a la cocaína por el centro de desintoxicación sevillana Fórum Terapéutico, va a ser a partir de mediados de este mes el miedo de Kiko Rivera a las recaídas. Es una persona sensata de que aún es incapaz de permanecer solo por el miedo a volver a consumir drogas.

Kiko Rivera, en la entrevista con Sofía Cristo y mientras llevaban a cabo la conversación, los dos han recordado sus adicciones a la cocaína manifestando sin titubeos  la desgracia de ser víctimas de  los efectos que han producido las drogas en ellos y en sus seres más queridos. El hijo de Isabel Pantoja le manifiesta a Sofía Cristo que varias veces le ha pasado por la cabeza consumir droga. Igualmente  Kiko le contesto a Sofía, que cuando le dan ganas de consumir drogas llama a su mujer y si no está ella llama a sus tres mejores amigos. Por eso Sofía Cristo, le expreso a su interlocutor que se anotara a un centro con ella, pero Kiko expresó que el sistema que está trabajando es con terapias con un doctor online y le dijo que tiene un problema emocional que si da un paso adelante se cae por el barranco.

Kiko Rivera, está determinado a dejar la cocaína y promete a Sofía Cristo que irá a un centro. En consecuencia a dicho aspecto, es Sofía Cristo la que le ha persuadido a Kiko para que se someta a un tratamiento ambulatorio en el sitio en el que ella colabora a diario, una cadena de centros con instalaciones en distintas ciudades españolas. Sofía, después de superar su adicción a las drogas, se ha transformado en parte fundamental en los programas de desintoxicación que se practican en esos centros. A pesar de que su sede principal se ubica en Madrid, visita el resto de instalaciones todas las semanas.

Tanto Sofía Cristo la hija de Bárbara Rey y Kiko Rivera el hijo de la tonadillera, son buenos amigos desde hace muchos años y, además, comparten la misma profesión de DJ’s. Los dos han sufrido en sus propias carnes las consecuencias negativas del consumo de cocaína y son un insigne ejemplo de que se puede escapar de ese infierno si uno se lo plantea con fortaleza. En este aspecto, a ninguno de los dos le falta esa firmeza que otros, desafortunadamente, no tuvieron la voluntad para agarrar la buena vía.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here