La UE calificó de «acto delictivo» el asesinato del destacado científico iraní

El pasado viernes, en la provincia de Teherán, Fajrizadeh fue asesinado, en un ataque efectuado en la zona de Absard, por un gran número de hombres que se encontraban armados, quienes abrieron fuego contra el vehículo del científico. 

El asesinato del prominente científico nuclear Mohsen Fajrizadeh, fue un ataque que perpetró el viernes la localidad de Absard, en la provincia de Teherán, el cual ha sido catalogado por la Unión Europea (UE), este sábado 28 de noviembre de «acto delictivo», pero solicitó a «todas las partes» que mantengan la calma y eviten una escalada.

«El 27 de noviembre de 2020 en Absard, Irán, un funcionario del Gobierno iraní y varios civiles fueron asesinados en una serie de ataques violentos. Esto es un acto delictivo y va en contra del principio de respeto de los derechos humanos que defiende la UE», fueron las declaraciones a través de un comunicado de un portavoz del alto representante de la Unión para Asuntos Exteriores, Josep Borrell.

El club comunitario manifestó que: «en estos tiempos inciertos, es más importante que nunca que todas las partes mantengan la calma y ejerzan la máxima moderación para evitar una escalada que no puede interesar a nadie».

Las condolencias de Borrell, a los familiares de los fallecidos y el deseo de que los heridos tengan una pronta recuperación, estuvieron transmitidos también a través del comunicado.

El científico estaba ocupando en la actualidad el cargo de jefe de la Organización de Investigación e Innovación Defensiva del Ministerio de Defensa. Y de igual manera, estuvo considerado por los servicios de inteligencia occidentales, como el líder del antiguo programa secreto para desarrollar armas nucleares.

Según informaciones que fueron publicadas en agencias semioficiales, como lo son Tasnim y Fars, hablan del fallecimiento de algunas de las personas que se encontraban presentes en el suceso.

Las autoridades iraníes, responsabilizaron a Israel del ataque, el cual tiene semejanzas con los asesinatos de otros cientificos nucleares iraníes, que fueron registrados entre 2010 y 2012 en el país, de los cuales Teherán acusó al Mosad, una agencia de inteligencia israelí.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here