Laura Bassi: la científica que marco la historia de las mujeres en el mundo universitario

Google brinda un doodle a Laura Bassi, la primera mujer que se graduó en Bolonia, en la universidad más antigua de Europa, en 1732 en Biología y Física, y la primera en continuar una carrera académica en el Viejo Continente.

Esta italiana se transformó en la primera mujer en lograr un puesto de profesora oficial en una universidad europea y, también, fue la segunda en conseguir un doctorado

Laura Maria Catarina Bassi nació en la ciudad de Bolonia (en la actual Italia) en 1711. A sus 21 años, logro un sitio de inmenso prestigio en la ciencia, en una era en la que las mujeres estaban en gran parte descartadas de la educación superior.

De hecho, tan solamente unos años anteriores de su nacimiento, la veneciana Elena Cornaro Piscopia recibió un doctorado en Filosofía en la Universidad de Padua (en 1678), ante los ojos de los más de 20 mil concurrentes que se acercaron al sitio para ser testigos de la historia. Se trataba de la primera doctora. De todos modos, tal como fotografió la BBC, de inmediato luego de este acontecimiento, los rectores de la institución resolvieron no aceptar más mujeres en su centro de estudios. Por lo que cuando murió, seis años después, fue conmemorada por haber sido la primera y la última graduada de esa universidad.

El 17 de abril de 1732, hace justamente 289 años, Laura Bassi confronto a 7 examinadores y contestó con éxito 49 preguntas de intelectuales sobre física, metafísica y la naturaleza del cuerpo y el alma. Una muchedumbre se congregó en el Palazzo Publico para observarla convertirse, entonces, en la segunda mujer en obtener un doctorado. Para recordar este hecho, Google determino dedicarle su tradicional doodle a esta mujer que marco el crecimiento de las mujeres en el mundo de la ciencia y la educación.

Bassi igualmente fue la primera en incorporarse a la Academia de Ciencias del Instituto de Bolonia: una de las principales instituciones científicas de Italia. De todas formas, conquistaba un papel limitado. Es que por el machismo de la época, estaba mal visto que una mujer interviniera en reuniones de hombres porque muchos pensaban que eran inferiores.

De todas formas, esta científica, especializada en física y filosofía, pudo tumbar los prejuicios, favorecida por su entorno, el cual no le colocaba trabas a su crecimiento. Así, entre sus logros más valiosos está que fue nombrada profesora, cargo por el que recibía una remuneración anual de 500 libras. También, en 1732, la Universidad de Bolonia la designo catedrática. Histórico. Laura Bassi fue entonces la primera mujer en lograr un puesto de profesora oficial en una universidad europea.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here